FB RSS
blog - Inside StickArtStudio

3/01/2014 - Maximilian, la historia de un maquillador con estrella - Corinne

Maximilian, hijo de Abraham y Tandowsky Faktorowitz, nació en Rusia en 1877. Siguiendo el modelo familiar, se formó de maquillador y peluquero, forjando sus conocimientos profesionales con el prestigioso ballet imperial ruso.

La familia judía y de origen polaco, emigró a USA en 1904 buscando una nueva vida. Es al llegar en California cuando cambiaron la “k” de su apellido por la “c”, revolucionando al mismo tiempo el sector de la peluquería y del maquillaje con innovadoras creaciones.

Los Ángeles era para entonces un lugar reducido a un pequeño pueblo, pero donde se concentraba la recién industria cinematográfica. Junto con algunos miembros de su familia, fue el período en el que se lanzó en el negocio de la perfumería, de los cosméticos y del maquillaje, confeccionando fórmulas propias, dentro de un sistema totalmente artesanal.

Es en 1914 cuando presenta su 1ª emulsión, creada específicamente para el cine. Factor se daba cuenta que las luces de los sets de filmación afectaban a la percepción de las facciones y el tono de piel de los actores. Se dedicó a la investigación de fórmulas hasta conseguir crear el maquillaje compacto. Este producto se transformó en el indispensable de los estudios de cine, contagiando la calle a partir de los años 20.

Durante su etapa de apogeo en Hollywood, Max Factor se convirtió en el maquillador de las estrellas. Creó los looks de las actrices más influyentes del momento, convirtiéndose en el padre del maquillaje moderno.

Inventor incontestable dentro de su sector, es Max Factor quién ingenió en 1919 la pestaña postiza para la actriz Phillis Haver. Formuló su célebre Panstick con el que las actrices cubrían las imperfecciones de su piel. Creó tonos específicos para cada actriz: Platinum para Jean Harlow, Special Medium para Joan Crawford y Dark para Claudette Colbert.

En 1925, es el 1º en crear una linea waterproof para la película “Mare Nostrum”, productos que empleará Esther William en los años 40 para interpretar sus escenas acuáticas. Max Factor se convierte en una leyenda. Condecorado en 1938 por las artes y las ciencias del cine, es el que transformará radicalmente el maquillaje de la pantalla.

Al margen de los cosméticos, Max Factor desarrolló también numerosas técnicas de maquillaje, tanto para los efectos especiales de la industria del cine como para embellecer. En 1920 desarrollaba “Color Harmony”, el concepto de las armonías de color que no ha perdido actualidad. En estos momentos ya ponía de manifiesto qué color le iba a cada tono de piel, color de cabello, de ojos, etc.

También le debemos a Max Factor la invención de la manicura francesa, los lip gloss y la armonización de los tonos de labios a juego con las uñas, la cual se puso tan de moda en los años cincuenta.

Max Factor murió en 1938 para dejar las riendas a Max Factor Junior. La compañía pasó de padre a hijos hasta fusionarse en los años 70 con otras empresas de la cosmética.

Existió hasta 1996 el museo Max Factor en Los Angeles. Actualmente el edificio se ha convertido en la sede del Hollywood History Museum, pero las piezas de la firma se encuentran repartidas entre este museo y el Hollywood Entertainment Museum.

Crónicas de una descendencia desafortunada

CAPÍTULO I

DE MILLONARIO HEREDERO DE MAX FACTOR A PROFUGO

Fuente(s): El Mundo diario de España (Jueves, 19 de Junio de 2003)

Andrew Luster no ha necesitado las mascarillas para la cara que hicieron famoso a su bisabuelo para esconderse de la policía. Con su cara bonita al descubierto, al volante de su descapotable, el heredero de la fortuna del magnate de los cosméticos Max Factor ha desaparecido en medio del juicio en su contra por violación. Este millonario, tratado desde pequeño con bálsamos y pomadas para mantener limpia su cara infantil y su pelo rubio, ha sido un niño de papá al que se le ha permitido todo.

Luster, de 39 años, está acusado de 87 cargos de violación, sodomía y de usar drogas de diseño para envenenar y adormecer a sus víctimas, sacarlas de los bares atontadas y violarlas. La policía registró la casa de Luster hace dos años y encontró 17 vídeos caseros de otras violaciones en las que el play boy se mofaba de sus víctimas. «Eso es lo que me gusta, una chica que ha perdido el sentido», dice en una de las cintas. Su abogado ha montado una defensa fantástica basada en que las mujeres dieron su consentimiento y se hacían las desmayadas porque creían estar rodando una película porno.

El juicio se inició el 16 de diciembre y el acusado estuvo presente en varias ocasiones, pero debió verlo muy mal porque pronto planeó su huida. Logró que el juez le dejara salir de su casa de ocho de la mañana a ocho de la tarde bajo promesa de no quitarse nunca una tobillera electrónica que indicaba su paradero. Incluso lo liberaron durante dos semanas de llevar la pesada carga en su tobillo. Luster pagó la bondad judicial huyendo el día 3 de junio con su chequera, su perro, su deportivo y su colección de flechas y pieles indias. Se ha escapado de la vigilancia de la policía, que creía que para él el millón de dólares que había pagado de fianza para estar en libertad condicional era importante.

El miedo a ser condenado a 150 años y vérselas en la cárcel con presos que no perdonan a los violadores le ha echo volar hacia México, uno de sus destinos preferidos para hacer surf, y el lugar favorito de los fugitivos norteamericanos.

CAPÍTULO II

La policía mexicana detiene al heredero de Max Factor, huido durante su juicio por violación

Fuentes: EUROPA PRESS

La policía mexicana ha detenido al heredero de la fortuna de Max Factor, Andrew Luster, huido de la justicia el pasado enero durante su juicio por violación en Ventura, cerca de Los Ángeles, según informó la cadena estadounidense CBS. También permanecen bajo custodia un cazar recompensas que buscaba a Luster y un cámara de televisión ‘freelance’ que estaba grabando la detención.

La oficina del fiscal de distrito de Ventura ha confirmado que la Oficina Federal de Investigación (FBI) informó a primeras horas del miércoles de la captura del fugado.

Cuando huyó el pasado enero en pleno juicio, Luster, de 39 años, estaba acusado de 87 cargos, incluyendo los de sodomía y envenenamiento, en relación con las presuntas violaciones de tres mujeres. Y podía ser condenado a cadena perpetua. En los últimos días del juicio, la acusación había presentado pruebas de mucha fuerza en su contra, en especial dos vídeos en los que Luster aparecía violando a mujeres inconscientes.

El escándalo estalló hace tres años, cuando una universitaria de 21 años acusó a Luster de haberla violado en su casa de la playa. Los abogados del multimillonario aseguran que su cliente quería convertirse en director de películas porno y que las mujeres -incluso cuando parecían inconscientes- simplemente estaban actuando.

El heredero de los Factor fue detenido en julio de 2000 y mantenido en arresto provisional con una fianza de 10 millones de dólares, que fue reducida más tarde a arresto domiciliario y un millón de fianza. Poco antes de comenzar el juicio, incluso se le permitió gozar de un permiso de hasta 12 horas al día para visitar a sus abogados en Los Ángeles, lo que aprovechó para fugarse.

Debido a la contundencia de las pruebas -según la acusación, “las más chocantes que se pueda imaginar”-, un jurado consideró culpable a Luster de 86 cargos, es decir todos menos uno de los relativos al envenenamiento de una de las mujeres. Fue condenado en rebeldía a 124 años de cárcel, y a principios de este mes un tribunal de apelación rechazó un intento de recurso de su abogado asegurando que había perdido este derecho al fugarse.

Luster es bisnieto de Max Factor y heredero de su fortuna. Factor levantó su imperio de la cosmética a principios de siglo XX, tras convertirse en el principal maquillador de las estrellas del cine mudo. Su hijo, Max Factor Junior, vendió la empresa a la farmacéutica Procter and Gamble en 1973, después de que todos los descendientes de la familia se negaran a tomar las riendas del imperio.

COMENTAR